Noticias

El campo cordobés genera 1,1 millones de toneladas de biomasa en cada campaña

Mario Pulido | 28.08.2018

El campo cordobés tiene capacidad para generar 1,1 millones de toneladas de biomasa al año, la mayor parte -420.000 toneladas, el 40%- procedente del olivar. Así lo determina la Estrategia Andaluza de Bioeconomía, un documento elaborado por la Consejería de Agricultura que prevé entre sus prioridades el desarrollo sostenible y el máximo aprovechamiento de los recursos biológicos y, en definitiva, el reto de la transición hacia la bioeconomía y la economía circular.

Andalucía tiene potencial para generar 7,9 millones de toneladas de biomasa al año, una producción que lideraría Sevilla, con 2,4 millones de toneladas. A continuación se sitúan Almería, con 1,2 millones; Córdoba, con 1,1, y Jaén, con poco más de un millón. Por bajo de este umbral, están Cádiz (680.000 toneladas), Granada (674.000), Huelva (396.000) y Málaga (378.000). En la provincia de Córdoba, los cultivos con mayor potencial tras el olivar son el trigo (290.000 toneladas), el maíz (157.000) y el girasol (128.000). También tienen futuro el algodón, la avena, la cebada, los cítricos o la vid.

EL OLIVAR SE POSICIONA COMO PRINCIPAL FUENTE DE APROVECHAMIENTO, CON 420.000 TONELADAS

En todos los casos se trata de recursos biológicos constituidos por las partes de las plantas que no tienen como destino el mercado alimentario, producidos en gran cantidad y a bajo o nulo coste, cuya disponibilidad depende de los calendarios de cultivo de cada producción vegetal. En el caso concreto de la provincia de Córdoba, el calendario de producción de biomasa procedente de la agricultura se prolongaría durante seis meses al año: en marzo, tiene lugar la poda del olivar; en mayo y junio, procedería del trigo; en julio y agosto, del girasol, y en agosto y septiembre del maíz y, de nuevo, de la poda del olivar. La clave está en que la valorización de los recursos derivados de las cadenas de producción constituye la base de múltiples soluciones tecnológicas innovadoras para la obtención de nuevos recursos o productos y el desarrollo de nuevos procesos.

La Estrategia Andaluza de Bioeconomía, que pronto será una realidad, pues acaba de concluir el trámite de información pública, “es la herramienta creada por la Junta de Andalucía para impulsar, desarrollar y expandir este modelo económico que permita la producción de recursos biológicos renovables y la conversión de éstos y sus flujos de residuos en productos de valor añadido, como piensos, bioproductos o bioenergía”, según explicó ayer el consejero de Agricultura, Rodrigo Sánchez Haro, quien recordó que parte de estos planteamientos ya estaban recogidos en el Plan Estratégico de la Agroindustria y el Plan Director del Olivar, y lo está en el proyecto de Ley de Agricultura y Ganadería de Andalucía, actualmente en tramitándose en el Parlamento andaluz.

En último término, durante su intervención en la conferencia inaugural del curso Valorización de los subproductos del olivar. Una estrategia de mejora competitivaque se celebró en Baeza (Jaén) dentro de la programación de los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA), recordó todo el camino y la experiencia con el que cuenta Andalucía a partir de trabajos en proyectos internacionales de innovación, en foros o jornadas de trabajo. Finalmente, dejó patente cómo en la creación y puesta en funcionamiento de los Grupos Operativos de Innovación en el sector agrario, la bioeconomía ha constituido una prioridad estratégica. Estos grupos están integrados por agentes del sector y del medio rural andaluz, además de las administraciones andaluzas e instituciones de la red del conocimiento de Andalucía que ponen en marcha proyectos en una gran diversidad de campos, entre ellos el de la bioeconomía.

En este contexto, la Estrategia Andaluza explica que la bioeconomía “posee un carácter integrador, transversal, multidisciplinar y multisectorial”. La agricultura, la ganadería y la agroindustria, así como el sector pesquero, se configuran como “sectores estratégicos”, ya que deberán responder al desafío de seguir produciendo alimentos sanos y saludables, en cantidad suficiente, de manera sostenible y mediante el uso eficiente de los recursos. Al mismo tiempo, habrán de continuar colaborando en la mitigación del cambio climático y proporcionar materia prima para el desarrollo de otros sectores e industrias de base biológica, para la producción de energía y de nuevos bioproductos, todo ello en el seno de una economía circular.

En busca de usos novedosos para la materia orgánica animal

Además de las producciones animales, la biomasa o material biológico que genera la ganadería como subproducto de su actividad reviste interés como materia prima de otros procesos productivos. Se trata de material orgánico de origen animal y vegetal que se produce en las explotaciones ganaderas, compuesto de estiércol, purines, restos de pajas y otros materiales diversos que conforman las camas y lechos de los animales así como restos de piensos y otros alimentos alterados que ya no son aptos para el consumo. En el caso concreto de la provincia de Córdoba, la Estrategia Andaluza de Bioeconomía detalla que en cada campaña la cabaña avícola puede producir 44.163 toneladas de gallinaza; el vacuno, 1.535.176 toneladas de estiércol, y el porcino, 639.034 toneladas de purines. Tradicionalmente, la biomasa generada como residuos en las explotaciones ganaderas se ha utilizado directamente como fertilizante o para compostaje y también para la obtención de biogás por digestión anaerobia. Actualmente, existen usos más novedosos para estos recursos biomásicos, como por ejemplo la fabricación de peletizados a partir de purines por deshidratación o la producción de biogás a partir de purín de porcino. En Andalucía existe una planta en funcionamiento que obtiene energía térmica a partir de purines y que utiliza dicha energía en una fábrica de piensos y en una granja avícola.

Fuente: www.eldiadecordoba.es

 

 

Si te ha gustado este post...¡Compártelo!


¿Qué te ha parecido el post? Puedes opinar ;)

No le vamos a enseñar tu email a nadie ;)